Reimond Manco: Shirley Arica me 'sembró', pero nadie me creyó

Futbolista señaló que antes su nombre y apellidos se prestaban para escándalos

Reimond Manco: Shirley Arica me 'sembró', pero nadie me creyó
Reimond Manco: Shirley Arica me 'sembró', pero nadie me creyó

Periodista

Luego de ver las confesiones de Shirley Arica el último sábado en El Valor de la Verdad, el delantero del UTC de Cajamarca Reimond Manco respondió a La chica realidad, después de que esta recordara que sí le sembró el ampay luego de que él la negara y la dejara como su trampa.


"Me gustaría que no me nombre. Yo en su momento le mandé una carta notarial y paró un poco el tema (...) me tiene sin cuidado, personalmente me da igual, estoy en otra etapa de mi vida", dijo el futbolista en una entrevista a Teledeportes de Panamericana Televisión.


"La frase Tócame que soy realidad era una frase con la que jodíamos siempre con Roberto (Guisazola), él fue el autor intelectual... o el material, ja, ja, ja", precisó.


"Esa fue la forma por la que se llevó ese tema, no tengo por qué mentir ni por qué ocultar nada. En ese tiempo estaba más chico, podía cometer errores", agregó.


"Me sembraron". "Sí me enteré, pero después, pero era difícil para mí, pues sobre todo porque tenía muy poca credibilidad, para salir a decir que me sembraron o decir la verdad. Además, antes me decían que yo era un patán que las negaba a todas. Mi nombre y mi apellido se prestaban para ese tipo de escándalos y me veía afectado de alguna u otra manera. Seguro que podía cometer errores, pero no podía mentir, decir no hice esto", señaló.


Marcado para siempre. "Por más años que pasen, han pasado un poco más de tres años, al final me dan la razón no? Fue por el mismo motivo por el que volvió a hablar, por dinero", dijo Reimond.


"A mí en lo personal no me perjudica, ahora dice algo que en su momento decía, pero nadie me creía. En su momento mintió por dinero y ahora habla por dinero. Esa gente, ese tipo de personas, de eso vive", sostuvo Manco.


Errores le enseñaron. "Los errores más que a madurar me han enseñado a darme cuenta que eso no es para los futbolistas. Ahora estoy tranquilo, solo pensando en fútbol, aunque uno no puede olvidarse de eso, queda como experiencia, pero la de la buena, para no volver a caer", señaló.


"He aceptado mis errores, en algunos cosas, el tiempo me dio la razón; en otros, jamás me lo dará porque yo tengo la culpa, pero ahora espero que todo vaya mucho mejor en mi carrera, en ser mejor profesional", finalizó.


Shirley fugó con Aída. El domingo en la noche La chica realidad retornó del Cusco a Lima y cerca de la medianoche abordó su avión para Santo Domingo, junto a su amiga y compañera de Las Justicieras, Aída Martínez.


"No voy a negar que esa frase tócame que soy realidad me sirvió para hacerme conocida, hasta me quemaron como muñeco en Año Nuevo, me divertía con eso", comentó.


"Lo hice (sembrar a Manco) porque me sentí dañada en mi dignidad como mujer, cuando lo vi (a Manco) de la mano con otra chica y simplemente me fui", explicó.


"Vi el programa junto con mi mamá y de hecho que por un lado me siento liberada, y por otro lado, un poco mal, sobre todo por el tema de las drogas que mis abuelos deben haber visto", dijo antes de abordar su vuelo a las cámaras de Amor, amor, amor.

Comentarios

Por si te lo perdiste